Descripción del proyecto

¿Pueden los Perros Comer Mandarinas?; Es posible que se pregunte si los perros pueden comer mandarinas, y la respuesta depende de algunos factores. Conozca qué hace que las mandarinas sean buenas para los perros y consejos para compartir esta golosina con su perro de forma segura.

¿Pueden los Perros Comer Mandarinas?

Pueden los Perros Comer Mandarinas

Sí, las mandarinas -en pequeñas porciones- son una golosina segura para los perros. Las mandarinas ofrecen ligeros beneficios para la salud de los perros cuando se comen con moderación. Contienen antioxidantes, potasio, electrolitos hidratantes, flavonoides, folato y vitamina C. Aunque los perros pueden sintetizar la vitamina C por sí mismos, las mandarinas pueden reforzar su sistema inmunitario y ayudar a los perros con carencia de vitamina C.

Otros cítricos que pueden ser buenas golosinas para los perros son las naranjas, las mandarinas y las clementinas, ya que su gran cantidad de azúcar natural las hace dulces y apetecibles. A su perro pueden interesarle menos los cítricos de bajo contenido en azúcar, como las limas, los limones y los pomelos, ya que su elevada proporción de ácido cítrico les confiere un sabor especialmente ácido.

¿Pueden los perros comer mandarinas? Sí, pero, evite dar a su perro zumo de naranja u otros cítricos de super, ya que pueden tener aditivos peligrosos y un alto contenido de azúcar.

¿Por qué es malo que los perros coman demasiadas mandarinas?

Aunque las mandarinas y otros cítricos son golosinas saludables para los perros en pequeñas cantidades, los cítricos tienen mayores cantidades de azúcar y fibra que la comida típica para perros. Demasiados cítricos en poco tiempo pueden causar malestar estomacal y, con el tiempo, pueden provocar problemas de salud, como obesidad o problemas de azúcar en la sangre.

4 consejos para alimentar a su perro con mandarinas

Antes de ofrecer una mandarina a su perro, he aquí algunos consejos:

  1. Tenga en cuenta el estado de salud de su perro. Aunque las mandarinas pueden ser una golosina divertida y saludable para muchos perros, no son una buena opción para los perros diabéticos o con un estómago o sistema digestivo sensible, problemas de peso u otros problemas de salud. Tenga en cuenta la salud de su perro antes de ofrecerle mandarinas.
  2. Haga los trozos del tamaño de un bocado. Las mandarinas, las naranjas y otros cítricos pueden suponer un riesgo de asfixia para los perros, por lo que hay que cortar la mandarina en trozos más pequeños, del tamaño de un bocado. Esto reduce el riesgo de atragantamiento y prolonga el tiempo de la golosina al reducir la rapidez con la que el perro se termina los trozos. Si su perro se traga un trozo grande de fruta (o de cualquier alimento), vigílelo de cerca. Si parece sentir dolor, es posible que tenga una obstrucción que requiera atención veterinaria.
  3. Preste atención a las porciones. La clave para alimentar a su perro con cualquier golosina es controlar el tamaño de las porciones: una cantidad excesiva de cualquier golosina (especialmente las de alto contenido en azúcar, como las mandarinas) puede provocar problemas digestivos o un aumento de peso. En general, opte por no dar más de dos trozos de mandarina al día para las razas de perro grandes y no más de medio trozo al día para las razas de perro pequeñas. Las golosinas no deben constituir más del diez por ciento de la ingesta diaria de calorías de su perro y procure diversificarlas en lugar de darle grandes cantidades de cítricos.
  4. Retire la cáscara, la médula y las semillas. La cáscara, la médula (o revestimiento fibroso blanco entre la cáscara y la pulpa) y las semillas de los cítricos son difíciles de digerir para los perros y pueden contener restos de sustancias tóxicas y aceites esenciales. No ofrezca nunca estas partes de la mandarina a su perro; pueden causarle problemas digestivos y malestar estomacal. Si su perro come una cáscara de mandarina, no se asuste; en la mayoría de los casos, el perro puede sentirse mal y experimentar un malestar estomacal durante un breve periodo sin mayores complicaciones. Sin embargo, consulte a un veterinario si su perro presenta síntomas o efectos secundarios durante más de dos días.

Cómo preparar las mandarinas para los perros

Para añadir mandarinas a la dieta de su perro como una golosina saludable, siga estos pasos para preparar la fruta:

  1. Prepare la fruta. La pulpa de la mandarina es la única parte de la fruta apta para los perros, así que retire la piel, la médula y las semillas hasta que tenga unos segmentos de cítricos limpios y sin toxinas.
  2. Seleccione un tamaño de porción saludable. Las mandarinas son saludables sólo en pequeñas cantidades. Procure no consumir más de dos gajos al día en el caso de las razas de perro grandes y no más de medio gajo al día en el caso de las razas de perro pequeñas.
  3. Corte el gajo en trozos más pequeños. Corte la ración de su perro en trozos pequeños para evitar el riesgo de asfixia.
  4. Ofrézcale primero la fruta sola. La primera vez que ofrezca a su perro una mandarina, ofrézcasela primero aislada, en lugar de mezclada con su comida. De este modo, podrá averiguar si a su perro le gustan las mandarinas primero. Del mismo modo, evite ofrecer una mandarina junto con otra golosina nueva. Ofrecer las golosinas de forma aislada también le permite estar seguro de que su perro reacciona bien al nuevo alimento.
  5. Ofrézcalas de diferentes maneras. Una vez que determine que a su perro le gustan las mandarinas (y que no se pone enfermo), sea creativo con la forma de ofrecérselas. Mezcle las mandarinas con su comida, prepárelas congeladas en paletas especiales aptas para perros o colóquelas dentro de su juguete dispensador de golosinas favorito.

¿Buscas realizar un curso de auxiliar de veterinaria online?.- Tanto si estás empezando como si sueñas con ser un auxiliar especializado en el mundo de la veterinaria, debes saber que es una rama donde se requieren muchas habilidades junto con experiencia profesional. Si te interesa el mundo de la salud animal, estudia un curso o Máster especializado online. Asegúrate de hacerlo en un centro acreditado por DQ, disfrutarás de las mejores condiciones de acceso al mercado laboral con reconocimiento a nivel internacional y las mejores facilidades para proseguir estudios superiores universitarios.

Curso de Auxiliar Veterinaria Online

Ver Formaciones de Auxiliar de Veterinaria
No es probable Extremadamente probable

¡Si te ha gustado la publicación «¿Pueden los Perros Comer Mandarinas?», te animamos a realizar un curso de auxiliar de veterinaria online o físicamente! ¡Dale al Like y comparte, los futuros reclutadores contrastarán que sigues contenido de calidad especializado en tu nicho profesional!

Inicio » Portfolio » Perros » ¿Pueden los Perros Comer Mandarinas? ¿Es Seguro?